ORBA

Tiene algo más de 2.600 habitantes y es un municipio del interior de la Marina Alta que comunica Pego, La Vall de Laguar y La Rectoria. Su origen es musulmán y la etimología de su nombre refiere el agua que manaba de la montaña.

La bonita fisonomía del pueblo de Orba se debe por un lado a su pasado morisco y por otro a la impronta que le ha dejado una economía basada fundamentalmente en la agricultura de naranjos, olivos, almendros y algarrobos. La otra actividad clásica ha sido la elaboración de marroquinería y cerámica; y ya en época más reciente la economía se ha diversificado hacia los servicios turísticos.

Si bien el término de Orba es fundamentalmente llano, al sur se encuentran la sierra de la Solana, El Migdia y Seguili, así como la montaña del Castellet en la que se encuentra la Cova dels Lladres.

Los alrededores de Orba ofrecen la posiblidad de hacer una interesante ruta de senderismo: la ruta de Font Llamp que tiene 14 km, arranca en el corazón del pueblo y llega hasta la Charca Azul, un estanque que recoge las aguas de la Vall de Laguar y que, según la leyenda, debe su color a las piedras preciosas de su fondo. La leyenda también advierte que aquellos que se aventuraban a zambullirse en su busca nunca más volvían a salir.

En la misma montaña del Castellet quedan los restos de una fortaleza cristiana del S.XIII. A los pies del castillo se encuentra el barranco de Fontilles, donde se puede ver El Cavall Verd, el último reducto de la sublevación morisca en la Marina Alta.

Ya en el casco urbano se pueden visitar la Fuente de Arriba y la Fuente de Abajo (de principios del siglo XX), la iglesia parroquial y la torre del campanario (ambas del siglo XIX)

La gastronomía de Orba es la de los pueblos del interior de la Marina Alta. Podemos encontrar arroz al horno con embutido, puchero con pelotas, y repostería de herencia árabe basada en la almendra y la miel.

Sus fiestas patronales se celebran el segundo fin de semana de mayo.

ORBA